30/10/2012

El vino, elixir de los dioses

El vino, al ser un producto "vivo" tiene un punto óptimo
Existen diferentes clasificaciones para los vinos, nos centraremos en las tres que creemos más prácticas y generales: Clasificación General, es la más usada y la más importante, Clasifica a los vinos según su forma de elaboración, abarcando todos los tipos posibles; Clasificación por Edad, basada en diferenciar los vinos por sus periodos de reposo en bodega antes de salir al mercado y Clasificación por Grado de Dulce, el contenido en azúcares del vino determina su encuadramiento. Es usual en vinos generosos y espumosos.

1. Por su contenido en azúcares

Desde g/l *

Hasta g/l *

Tipo de Vino

00 05 Secos
05 15 Abocados
15 30 Semi-Secos
30 50 Semi-Dulces
50 50 en adelante Dulces

* Gramos por Litro

2. Por su color:
Tintos, Rosados, Blancos.

3. Por su edad:
Sin crianza. Vinos del año.
Crianza. 1 año al menos en barrica de roble.
Reserva. 1 año al menos en barrica de roble y 2 años más en botella.
Gran reserva. Más de 2 años en barrica de roble y 3 más en botella.

Debemos tener en cuenta que el vino por tener más años no es mejor. Al ser un producto "vivo" tiene un punto óptimo, a partir del cual puede comenzar a estropearse. La edad del vino se mide por la añada (año de cosecha del mismo). Todas las añadas son distintas, y pueden ser muy diferentes en función de múltiples factores, siendo de gran importancia el clima habido durante ese año.

Los vinos blancos suelen tener una vida más corta que los vinos tintos. Pocos vinos blancos suelen durar más o menos los 2 ó 3 años, mientras que un buen tinto puede llegar a durar varias décadas. Aunque siempre hay excepciones que confirman la regla. Respecto de la graduación, un buen tinto no debería tener más de 13 - 14 grados; los blancos de 10 a 11 grados. Pero puede haber distintos tipos de graduaciones en función del tipo y origen del vino.

Liliana Garegnani

SiGesellnoticias